Napa Restaurant

14:50 La última miga 0 Comments


Comer bien en Barcelona es relativamente sencillo si buscas el bueno y bonito, pero te olvidas del barato. Buscando bien, encuentras opciones asequibles que te ofrecen calidad a muy buen precio. El restaurante Napa, en la calle Aribau, es una muy buena opción para comer rico y sin pasarnos del presupuesto.


La idea es probar varios platos y compartir, ya que los platos que ofrecen son pequeños bocados para comer con alguien más y disfrutar juntos.

Hay platos fríos y calientes, y los tacos, que son la estrella de la carta y que merece la pena probar.

Taco de pollo rebozado con salsa de yogur
Además, una amplia carta de vinos y cervezas tanto de aquí como de California, totalmente desconocidas para mí y muy buenas. Siempre está bien probar cosas nuevas y no podíamos dejar pasar la ocasión.

Flying Dog Easy Ipa
El trato es muy amable y todos los detalles están muy bien cuidados. Hay pocas mesas y conviene reservar (se puede hacer online) ya que el local no es demasiado grande.

En Trip Advisor, que fue cómo lo descubrimos está en muy lugar, y desde luego, es completamente lógico, puesto que se come genial y a buen precio.

Croquetas de chipirones
Entre semana, ofrecen menú diario a 12 euros y poco, y viendo la carta, seguro que es una buenísima opción para comer y disfrutar un buen rato.

Como plato destacable, el bacalao con miso y alga wakame (muy del estilo de Nobu Matsuhisa), que estaba delicioso y el taco de pollo, que nos gustó mucho por ser sencillo, pero muy rico.

Bacalao marinado con miso y alga wakame
Estoy segura que volveremos a probar más cosas, puesto que siendo dos personas y pidiendo unos 6 platos, quedaron platos que hubiésemos probado sin dudar. Así que, volveremos a probar platos nuevos.

De precio, unos 30 euros por persona con cerveza y postre, teniendo en cuenta que pedimos algunos de los más caros de la carta. Por tanto, entre 25 y 30 comiendo más que bien.


Napa Restaurant
Calle Aribau, 151



0 comentarios:

Gracias por dejar aquí tu miguita. Los blogs se nutren de los comentarios.